sábado, 23 de enero de 2010

Si la sangre contara como único registro de de nuestra nacionalidad, todos fuéramos emigrantes en nuestra tierra.

''Si la sangre contara como único registro de de nuestra nacionalidad, todos fuéramos emigrantes en nuestra tierra.''