lunes, 5 de abril de 2010

Abrí mis ojos por primera vez;

¡que hermoso fue ver el sol

y aquella gama de colores!

que despertó en mí un sentir diferente.


Como hermoso fue,

descubrir en el canto de las aves

aquellos sonidos sutiles;

como sublime fue descubrir

el mundo que nadie ve.


Loco me llamaron en las calles

y en mi familia también,

porque ame a alguien diferente,

eso porque decidí amarte mi bella dama.


Quiero verte,

antes de cerrar mis ojos eternamente

para dormir en tus brazos;

mi bella amada, mi dulce arte.

Leonardo Alvarado Z.

2 comentarios:

  1. no lleva titulo pero eso es porque tu le pones el titulo pero es un poema huérfano de mi creacion pero busca familia y nombre :)

    ResponderEliminar
  2. Querido amigo y poeta. es bueno comenzar un poema sin título. Ya vendrá todo después, cuando descubras estupefacto que las palabras van acudiendo en tu ayuda y llegas a construir un poema y ese poema representa tu pensamiento. Poco a poco alcanzarás el nivel que tú mismo te impondrás, pero claro, para progresar hay que leer y leer y leer y prepararte para estar a punto de recibir ese misterioso fogonazo que te ayudará a ser un buen poeta. Estoy seguro de que lo conseguirás. Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar